Cambio climático: ¿Por qué salvar nuestros bosques debe ser una prioridad?

2 Comments

Como alguien que se preocupa apasionadamente por el futuro de nuestro planeta, he estado siguiendo y por supuesto, alentando el creciente movimiento global de estudiantes en sus huelgas escolares por el clima. ¿No les parece admirable que los niños estén protagonizando los movimientos en pro del cuidado del planeta? Los niños alrededor del mundo están demostrando su determinación y su imparable movilización para la acción climática. 

Seguramente ya has leído sobre esto, los bosques son fundamentales para la lucha contra el cambio climático, así como la protección para la biodiversidad y la capacidad para alimentar a la población mundial. Sin embargo, detener la deforestación ha sido una lucha y un reto. 

El Día Internacional de los Bosques, el 21 de marzo, es una oportunidad para impulsar más acciones colectivas.

 

Por desgracia, la deforestación es un hecho constante. Se estima que anualmente, se pierden 18 millones de acres de bosque. Para que te hagas una idea, es el tamaño equivalente a Panamá. Esta deforestación responde a más del 20% de las emisiones de carbono del planeta.

¿Sabías qué…

el Foro de Bienes de Consumo estableció el año 2020 como la fecha límite para eliminar la deforestación de las cadenas de suministro?

             
Es obvio que no lo lograremos, pero no todo es negativo. Enfoquémonos en lo bueno, porque lo hay. La buena noticia, es que hemos avanzado. 

Se sabe que las grandes empresas de la cadena de suministro no tendrán éxito en doblar la curva de la pérdida de bosques de manera aislada. De hecho, está más claro que nunca que solo la acción colectiva en todos los sectores puede abordar la deforestación.

Complementa esta lectura, leyendo: Una solución a la crisis climática: la reforestación masiva.

cambio climático: ¿Por qué salvar nuestros bosques debe ser una prioridad?

Ahora, planteamos tres perspectivas: 

1. Celebremos el progreso

Donde las señales del mercado son fuertes, se han logrado grandes avances en la trazabilidad y la transparencia, y la certificación está jugando un papel útil. Esto, a su vez, ha alentado a los grandes productores y comerciantes a demostrar sus credenciales de sostenibilidad. Varias de las marcas de consumo más respetadas del mundo, incluidas Unilever y Nestlé, ahora tienen una buena historia que contar. Y todo el tiempo, se está poniendo más presión en el mercado más amplio para seguir su ejemplo.

2. Reconozcamos limitaciones

Muchas de las marcas, comerciantes y productores más grandes del mundo pueden estar presentes. Juntos, pueden ejercer un poder de compra impresionante. Pero aún así, su poder colectivo no ha sido lo suficientemente fuerte como para alejar al mundo de la deforestación.

Considere, por ejemplo, que la certificación de la Mesa Redonda sobre Aceite de Palma Sostenible (RSPO, por sus siglas en inglés) aún abarca solo el 19% de los suministros mundiales de aceite de palma, que es aproximadamente equivalente al total de las exportaciones a Europa y los Estados Unidos combinadas.

De manera similar, las fuerzas del mercado no han podido resolver el complejo nudo de problemas relacionados con la gobernabilidad, los derechos a la tierra transparentes y el estado de derecho.

La voz de las grandes empresas tampoco ha sido suficiente para resolver problemas críticos para los pequeños propietarios o especuladores que, como muestran los nuevos datos en Indonesia, están ahora detrás de la mayor parte de la deforestación.

Entonces, sí, los compromisos, las acciones y las señales del mercado tienen un gran impacto, pero no son tan influyentes como inicialmente todos esperábamos.

¿Has leído… Las 10 tecnologías emergentes de 2019?

3. Aceleremos la acción colectiva y catalicemos el cambio.

En el futuro, necesitamos que las empresas aceleren la acción para limpiar sus propias cadenas de suministro. Pero también los necesitamos para llegar a otros socios en los paisajes donde se cultivan los productos básicos.

Un gran ejemplo es la Iniciativa Cocoa & Forests, una asociación público-privada que reúne a 31 compañías, entre ellas Mondelēz, Mars y Cargill; los gobiernos de Ghana y Costa de Marfil; la Fundación Mundial del Cacao;  e IDH, la Iniciativa de Comercio Sostenible. Están llegando más allá de la cadena de suministro, para transformar el panorama más amplio del bosque de cacao, cubriendo la protección y restauración de los bosques, la producción sostenible de cacao y los medios de vida de los agricultores.

¿Sabías qué…

Costa de Marfil y Ghana, proveen acerca del 60 % del cacao mundial, pero también tienen altos índices de deforestación, se estiman en 2,7 % y 2,9 % respectivamente?

Otro ejemplo de una iniciativa más transformadora es SoS Cerrado. Esto reúne a algunos de los minoristas y fabricantes más grandes del mundo, incluidos Tesco, Marks & Spencer, McDonald’s, Ahold Delhaize, METRO AG y Walmart, para que no exista más deforestación en el bioma Cerrado de Brasil. Nuevamente, va más allá de las cadenas de suministro individuales, fomenta prácticas de manejo sostenible de la tierra y busca apoyar a los agricultores.

En todo el mundo, hay posibilidades de muchos enfoques similares a escala jurisdiccional o de paisaje, especialmente en aquellas regiones que representan una gran proporción de la producción de productos básicos.

¿Por qué salvar nuestros bosques debe ser una prioridad para luchar contra el cambio climático?

Trabajar juntos, como una coalición de partidos que se preocupan por la producción sostenible, los medios de vida y nuestros bosques, es la única forma en que podemos ofrecer un cambio más transformador en el terreno. Sé que podemos forjar nuevos modelos para el éxito, y la Tropical Forest Alliance se duplicará para acelerar los enfoques jurisdiccionales en el período hasta 2020 y más allá.

Por supuesto, hay otras palancas más allá de la acción de la cadena de suministro occidental. Por ejemplo, los actores clave en las economías emergentes (China, por ejemplo, que representa el 62% de las importaciones mundiales de soja y un tercio de todas las importaciones de pulpa) están ansiosos por demostrar un impulso positivo antes de la Cumbre de Biodiversidad de la ONU de 2020.

En general, debemos trabajar juntos para construir nuevas narrativas de bosques positivas, destacando el papel que desempeña la gestión sostenible de la tierra en el apuntalamiento de los sistemas alimentarios saludables y las comunidades saludables.

El potencial para la acción colectiva es significativo, y el tiempo es ahora. No será ni rápido ni fácil, pero seamos firmes en un compromiso compartido de doblar la curva de la deforestación. Tomemos todas las lecciones que hemos aprendido de la acción individual en los últimos 10 años y renovemos nuestros esfuerzos para ayudar a las comunidades y los gobiernos de los bosques tropicales a tomar las medidas necesarias que solo ellos pueden tomar.

Si representa a una organización que está implicada o relacionada de alguna manera con los productos básicos de riesgo forestal, trabajemos juntos para terminar con la deforestación. Para citar a Greta Thunberg: «Nadie es demasiado pequeño para hacer una diferencia».

Miss Política – Blog de Política, sociedad y cultura.

Lo que ocurre en el mundo te afecta y te explicamos por qué.

0 votes