Transeuntes de la ciudad. Fuente Pixabays.

Cómo ser un buen ciudadano ¡En 10 sencillos pasos!

7 Comments

Ser un buen ciudadano debería ponerse de moda. En pleno siglo XXI, las personas deberíamos ser capaces de respetar la luz del semáforo, cruzar la calle cuando el semáforo peatonal está en verde. Ayudar a un invidente en la calle, no botar un papel en la calle… cosas tan sencillas como estas, nos hacen mejor persona y sobretodo, nos hacen tener una sociedad más avanzada, y un lugar más y mejor habitable.

En Miss Política nos dimos a la tarea de escribir este post, porque consideramos que es necesario difundir valores, educación, y es que en un mundo que suele ser caótico, para algunos injusto y para otros complicado, lo menos que podemos hacer y es totalmente gratis, es ser mejores personas.

 

Cómo ser un buen ciudadano.

  1. Vota. Es el acto más importante que harás como buen ciudadano. Además es tu derecho y tu deber.  Pero espera, cuando hablamos de votar, nos referimos no solo a la acción como tal, sino a la responsabilidad que conlleva hacerlo.

Vota consciente. Vota, pero primero conoce las propuestas de los candidatos, quienes son, que han hecho por tu localidad, estado o país.

¿Sabes cómo se llama el congresista/diputado/asambleísta que representa tu localidad? Empieza por allí, recuerda: los políticos son un reflejo de quienes los eligieron.

  1. Recicla. El reciclaje ayuda a reducir los desperdicios que llenan los vertederos de basura.

Por lo general, la mayoría de los objetos hechos de papel y plástico pueden reciclarse, siempre y cuando no contengan comida ni estén recubiertos con cera. Si en tu país no tienen una política de reciclaje, es tu momento de exigirla.

  1. Recoge la basura que veas en la calle. Aplica también para cuando vas a comer en una feria de comida, no te cuesta nada botar tu basura.

Muchas personas dirán que le quitas el trabajo a quienes se encargan de la limpieza de estos lugares, y aun asumiendo que tiene la razón, eso no implica que por eso debas dejar el lugar donde comiste totalmente sucio o recoger la servilleta que se te cayó. Recuerda, es cuestión de valores.

  1. Compra los productos agrícolas locales. Cómprale a los agricultores y productores de alimentos locales lo más que puedas. Así minimizarás el impacto medioambiental de tener que transportar largas distancia tus alimentos, lo cual garantizará que sean seguros y no contengan químicos o plagas peligrosas, lo que a su vez contribuirá a la economía local.

Las etiquetas de los alimentos suelen indicar su lugar de producción. Busca productos orgánicos que hayan sido producidos lo más cerca posible de donde vivas.

  1. Ayuda a conservar el agua. Es probable que haya una crisis importante del agua en nuestra vida (¿Ya viste lo que pasó en Johannesburgo?, así que conserva el agua limpia al máximo.

Si bien nuestro planeta está cubierto por agua, solo un porcentaje pequeño es potable y usamos mucha para cosas innecesarias, tales como regar el césped o tomar duchas muy largas.

Si quieres regar tu jardín, usa “agua gris”, es decir, el agua que se usa para preparar los alimentos o tomar una ducha.

Toma duchas de 10 minutos o menos y lávate el cabello solamente cada dos días.

Evita tener por ejemplo piscinas, las cuales consumen mucha agua del sistema y la convierten en agua no potable.

  1. Conserva la energía. Actualmente, muchos de los métodos usados para crear energía para poner en marcha las luces de la casa y los dispositivos electrónicos también son muy destructivos para el medio ambiente. Procura usar energía limpia, para ello instala paneles solares y conserva la energía que sí uses.

Apaga las luces de las habitaciones vacías.

Pasa menos tiempo en la computadora y más leyendo libros.

  1. Usa el transporte público. Realmente en este apartado, lo que queremos decir, es que evites usar algún tipo de transporte que pueda contaminar el medio ambiente.

Apuesta por las bicicletas o simplemente, camina, y de paso, te ejercitas.

Pero,  comprendemos que la vida en muchos países suele ser caótica, por lo que esta opción no siempre es viable.

Sin embargo, te recomendamos que en vez de usar tu auto, optes por tomar un bus. Ayudarás a muchas familias de bajos ingresos que dependen de los ingresos que genera la empleabilidad en la red de transporte público.

  1. No compres, adopta. Si, con esto nos referimos a la adopción de mascotas. Por favor, denuncia a los vendedores de perritos, esta actividad es ilegal. Y si adoptas, hazlo con total responsabilidad, asumiendo todo lo que conlleva tener una mascota.
  1. Evita la violencia. Muchos países latinoamericanos viven con la triste realidad de padecer la violencia en todos sus espectros. Ser un buen ciudadano implica, no solo evitar resolver los problemas con violencia, sino denunciarla. Denuncia el maltrato infantil, denuncia la violencia de género.

Si has vivido o conoces a alguien que ha vivido episodios de violencia, ayúdalo o busca ayuda de inmediato. La mayoría de las veces estos patrones de conducta se repiten, precisamente por no ser tratado a tiempo.

  1. Defiende y exige el respeto por los derechos humanos. Procura y exige que los gobiernos y autoridades respeten los derechos humanos, que engloban, entre otras cosas, la libertad de expresión, el derecho a la vida, igualdad.

Fomenta una cultura de paz.

BONUS. Valora y reconoce al otro. Y con esto nos referimos a que respetes las ideas de quien piense distinto a ti. Intenta ser más empático o ver las cosas desde el ángulo de otra persona, puede servirte de mucho.

¿Qué otro apartado agregarías a esta lista? No olvides leer el post que preparamos sobre las 10 claves para alcanzar el éxito según Oprah Winfrey.

 

 

0 votes